Portada¿A qué futuro queremos contribuir?Declaración de PrincipiosQuiénes somos
Recursos
Noticias
Papers
Conferencias
Talleres
Concursos
Seminarios
Congreso
Guias
Estudios
Ponencias
Buscador
Suscríbase al Boletín Informativo
Capital semilla, el punto de partida de los emprendedores
Los buenos negocios parten de una buena idea, está claro. El problema es financiarlas y desarrollarlas hasta crear un plan de negocios que sea sustentable y genere rentabilidad para quienes participan del negocio. Este obstáculo pretendieron superar los capitales semilla, subsidios estatales que surgieron en el año 2001, administrados por Corfo y que pretenden ser el primer apoyo a los emprendedores para impulsar sus ideas.

21 de marzo de 2005
Fuente: Diario Financiero
Por: Francisco Millar A.

Estos subsidios se otorgan por hasta el 90% del monto requerido, con un tope máximo de $ 35 millones, los cuales al ser subsidios no son reembolsables. En los últimos cuatro años este impulso inicial a emprendedores se traduce en más de $ 2.374 millones (más de US$ 4 millones) los que se han distribuido a través de 72 proyectos aprobados. Sin embargo, el camino para los emprendedores ha sido intenso y lleno de obstáculos. De hecho el año 2004 los proyectos aprobados cayeron de 29 a 15 y los montos por subsidios retrocedieron un 24%.

Uno de los factores que influyó en esta reducción fue el aumento de los requerimientos contables tras el caso Corfo-Inverlink, que rigidizó los subsidios en el trascurso de los años. "Muchos proyectos que se han presentado se han entrampado con el efecto contable, que a lo mejor es necesario, pero nos complica porque en el caso de ideas nuevas uno proyecta un plan y en la práctica las variaciones de mercado te obligan a cambiar tus estimaciones, lo que es castigado por los altos requerimientos que poseen los fondos", asegura el consultor del Centro de Transferencia Tecnológica, Enrique Salinas, quien estructura proyectos de emprendedores para presentar ante la Corfo. Este fenómeno ha desacelerado la aprobación de proyectos, y las fases para acceder a los capitales semilla se han alargado en promedio en torno a los seis y siete meses, siendo que en un principio el tiempo promedio no superaba los dos meses, aseguran algunos emprendedores.

Se trata de un problema que, en el caso de los proyectos tecnológicos, puede ser fatal para la creación de un negocio. "Para este tipo de iniciativas este efecto es aún más claro, porque estos negocios se mueven a una velocidad muy rápida y la lentitud del proceso hace que estos queden obsoletos con el retraso", explica el ejecutivo de desarrollo de negocios de Circulo.cl, Marcelo Rabbá, patrocinador de proyectos para acceder a capitales semilla. Innova Chile Estos hechos y la búsqueda de un mayor respaldo a los emprendedores y a sus negocios ha llevado a la Corfo a replantear su respaldo a los capitales semilla y capitales de riesgo. De hecho, dentro de los planes que posee el organismo estatal se encuentra el fortalecer el apoyo a las buenas ideas, en especial las que están basadas en conceptos innovadores y tecnología a través del proyecto Innova Chile que podría entrar en funcionamiento durante el tercer trimestre de 2005. "Estamos evaluando los capitales semilla, porque el apoyo a los emprendedores debe ser más rico que sólo apoyar proyectos: también tenemos que hacer bajadas de información, bajar los cotos de transacción y si uno toma el instrumento de capital semilla faltaban cosas que se han aprendido, por ejemplo la cantidad de personas que domina los planes de negocio, calidad de las ideas o la información sobre los capitales", asegura el subdirector de emprendimiento de Innova Chile, Inti Núñez. Y si bien este enfoque hacia la innovación perjudicará a aquellos proyectos que no incorporen tecnología, tanto emprendedores como patrocinadores están optimistas respecto a los beneficios que esto conllevará. "A nosotros nos interesa que se potencie la innovación y la tecnología porque creemos que ésos son los negocios que pueden ser más sustentables a largo plazo porque pueden generar barreras de entradas, y por lo tanto mayores márgenes operacionales", asegura Rabbá.

Otra de las mejoras que piensa introducir Innova Chile, se refiere a la implementación de un sistema informático para que los emprendedores puedan postular en línea, reduciendo los plazos y la burocracia del proceso para acceder a los recursos. Capitales de riesgo Pero el apoyo estatal y de la Corfo no sólo abarcará los primeros pasos de los emprendedores, dentro de los capitales semilla, sino que también las instancias posteriores en las que participan los inversionistas ángeles, quienes financian proyectos sustentables, con perspectivas de crecimiento y por sobre todo rentables. "Tenemos que hacer un trabajo más completo, no podemos enfocarnos sólo en el proyecto sino que también debemos concentrarnos en las redes de inversionistas y en las incubadoras de negocios, donde esperamos una mayor participación de privados.

Actualmente estamos trabajando en un programa en conjunto con el ministerio de Economía y la Unión Europea para aumentar el apoyo a estas ideas", explica Núñez. Pero también se está considerando fomentar el emprendimiento por parte del Estado dentro de los capitales de riesgos, en los cuales los inversionistas tienen derecho a participar de la rentabilidad del negocio de acuerdo al monto en capital que provean. De hecho dentro de la reforma al mercado de capitales 2 (MK2) se agregaron indicaciones para que el Estado pueda participar hasta en un 40% en estos negocios, por un período máximo de 14 años. Tanto para los inversionistas ángeles, como para los emprendedores y patrocinadores este es un gran paso en la gestión de capitales de riesgo, pero advierten que esto sólo se logrará si son los privados los responsables de dirigir y administrar estos fondos.

¿Qué son los capitales semilla?

Son subsidios entregados por el Estado a través de Corfo para la puesta en marcha y despegue de negocios innovadores, cuyos productos o servicios no están disponibles en el mercado nacional y que tengan oportunidades de crecimiento. Los fondos cubren hasta el 90% del monto requerido para el proyecto, con un límite máximo de $ 35 millones, no reembolsables. Dentro de los proyectos, tendrán una mejor ponderación a recibir los fondos aquellos que ofrezcan una tecnología nueva desarrollada por el emprendedor, incorpore nuevas aplicaciones o usos de tecnologías existentes, o permita abordar nuevos nichos de mercado. De esta forma, no se consideran dentro de estos proyectos los que: no se diferencian significativamente de otros existentes en el mercado, se encuentran en fase de desarrollo o adaptación de tecnologías, y sólo consideren comercializar importaciones. Tampoco están orientados a las personas que pertenecen a sociedades o empresas cuyo giro se relaciona con el tema del proyecto presentado.

El "affaire" Estado-empresarios

Cuatro son los fondos de capitales de riesgo en los que participan privados y la Corfo para proveer de recursos a los emprendedores: Chiletec, administrado por Chiletech S.A. Administradora de Fondos de Inversión. Halcón, dirigido por Econsult Administradora General de Fondos S.A. Mifactory, el que es conducido por IT Management S.A. Precursor, administrado por Gerens Capital. El Estado entrega recursos a través de estos fondos para empresas que ya han superado las etapas de capital semilla y de inversionistas ángeles, y que son devueltos a través de la rentabilidad que consiga el negocio. Los tres primeros fondos pertenecen a la línea F1, donde los aportes de los inversionistas se destinan a empresas cuyos patrimonios no exceden las UF 500 mil, mientras que el fondo Precursor corresponde a la línea F2, que favorece a las compañías con patrimonios menores a UF 100 mil. Este último está compuesto por inversionistas como el presidente de la Sociedad de Fomento Fabril, Juan Claro, el vicepresidente de VTR, Blas Tomic, y el director del BBVA, Ricardo Massú.

Sala de Diálogo

>>

Portada¿A qué futuro queremos contribuir?Declaración de PrincipiosQuiénes somos
CEO: Clima de Emprendimiento Organizado

info@ceo.cl Santiago. Chile.

Sitio desarrollado con Newtenberg Engine